El caño de 1,80 metro de diámetro se extenderá a 5 metros de profundidad por calle Julián Cervera entre Sargento Cabral y Juan XXIII, y por Juan XXIII entre Cervera y Mármol. La infraestructura beneficiará de forma directa a los barrios José Hernández y Villa Felisa.

A buen ritmo avanza la obra del tendido de desagüe de barrio San Martín, que lleva adelante la Municipalidad de San Lorenzo mediante una inversión de 7.500.000 pesos, para beneficio directo de los barrios José Hernández y Villa Felisa. El caño de 1,80 metro de diámetro se extenderá a 5 metros de profundidad por calle Julián Cervera entre Sargento Cabral y Juan XXIII, y por Juan XXIII entre Cervera y Mármol.

Las tareas ahora se desarrollan a la altura de calle Juan XXIII por dentro del predio de la empresa Guerrero, con el propósito de evitar la destrucción de la calzada.

Según anunciaron desde la Secretaría de Obras y Servicios Públicos, en los próximos meses se concretarán obras similares en barrio Bouchard, así como por las calles Salta y Doctor Ghio.

Desde el inicio de la gestión Raimundo, la Municipalidad de San Lorenzo acometió un programa de desagües pluviales que, con la realización de una docena de grandes obras, ha resuelto el problema de los anegamientos en diferentes sectores del ejido urbano.

“Hace cuarenta años San Lorenzo no realizaba tantos desagües de

esta magnitud. Son obras que demandan grandes inversiones y este gobierno les ha dado un fuerte impulso ya que, dependiendo del caso, solucionan o mitigan considerablemente un gran trastorno para los frentistas, los peatones y los conductores de la ciudad.”, manifestó el intendente Leonardo Raimundo.

Además, el mandatario subrayó la continuidad del programa de infraestructura en San Lorenzo: “Aquí se realizan obras de las que cortan cintas y de las que no, en año electoral y en año no electoral. Estos trabajos hablan de una ciudad que quiere resolver viejos problemas y anticiparse a los de años venideros”.